Cómo definir tu nuevo negocio

El objetivo de este artículo es definir qué es lo que queremos hacer.

Para analizar esto, tenemos dos opciones:

  • No tenés un negocio y querés empezar algo nuevo
  • Tenés un negocio y querés expandirlo

Nos vamos a enfocar en la primera opción en donde no tenés un negocio y querés hacer algo nuevo.

Tu nuevo negocio tiene que 

  • Ser rentable
  • Ser adecuado para vos
  • Ser complementario con la vida que querés lograr
  • Te tiene que divertir

Ese negocio que vayamos a encontrar tiene que ser rentable. ¿Qué quiere decir esto? que tenés que poder generar ingresos de forma recurrente y además si querés que crezca tiene que ser apto para que en el futuro crea su propia estructura y no sea 100% dependiente de vos.

Por otro lado, tiene que ser adecuado para vos. Tenes que sacar el máximo rendimiento de tus recursos, capacidades y experiencias. Es ahí cuando vas a obtener el mayor beneficio posible.

Ser complementario con la vida que querés lograr. Es un excelente ejercicio escribir la vida que querés lograr. En dónde querés vivir, cuánta plata querés tener, dónde querés viajar, si querés tener hijos. Definí todos esos patrones y después te vas a dar cuenta que este negocio que vos quieras crear, esto lo tiene que poder cumplir.

Y por otro lado, te tiene que divertir. A ver, puede ser que haya tareas que te embolen, que no te gusten hacer, pero no puede ser que todos los días te levantes y digas «Uy, no tengo ganas de hacer esto». ¿Por qué? porque si todas las tareas que haces, es algo que no te llama la atención ni te gusta, al poco tiempo lo vas a dejar porque te vas a dar cuenta que ese negocio no es para vos.

Entonces, volvemos a la misma pregunta de donde empezamos: ¿Qué es lo que querés hacer?

Este artículo pertenece a nuestro curso gratuito

Descubriendo tu nuevo negocio -Ecommerce desde cero curso gratis
Unite gratis

Lo vamos a encarar en dos conceptos y puntos de vista distintos

  • El IKIGAI
  • La matriz FODA

El IKIGAI

El IKIGAI es un concepto japonés donde IKI se puede traducir como vida y GAI como valor. Este concepto se representa en este hermoso gráfico donde podemos ver los diferentes puntos y cómo interaccionan entre si.

IKIGAI

Cuando empezamos a analizar qué es lo que queremos hacer a través de este gráfico, lo primero que tenés que visualizar es qué es lo que amas hacer. Es decir, qué te hace saltar de la cama; Después está en lo que sos bueno: ¿tenés algún talento para algo? ¿alguna habilidad que otros no tienen? o llevándolo a un ejemplo, puede ser que seas muy bueno en el fútbol, mejor que el 95% de las personas (no vas a ser mejor que Messi) pero es un muy buen talento para desarrollar; después viene lo que el mundo necesita: qué valor le podes aportar a otros. Y, una vez que lo encuentres, los vas a ir anotando.

Una vez que hayas armado estas cuatro vistas que tiene el IKIGAI, vas a elegir uno o dos y ese es tu IKIGAI.

Matriz FODA

Matriz FODA

Ahora vamos a ir al segundo punto de vista que es la matriz FODA.

La matriz FODA es una herramienta estratégica muy fácil de implementar que te va a dar un panorama y una visión completa de tu proyecto: qué aspectos potenciar y qué aspectos mejorar o cuáles te faltan cumplir para tu ecommerce.

La matriz FODA está compuesto por cuatro aspectos: las fortalezas, las debilidades, las oportunidades y las amenazas. Dos aspectos son internos y dos aspectos son externos. Los aspectos internos son las fortalezas y las debilidades y los aspectos externos son las oportunidades y las amenazas.

Las fortalezas son características en las que te destacas y que te van a ayudar a alcanzar tus objetivos y concretar tu proyecto. Por ejemplo, la educación, experiencias, los conocimientos que tenés, tus actitudes, cualidades y habilidades. Si querés hacer un buen listado sobre tus fortalezas, tenés que anotar todas las ventajas competitivas que tenés sobre los demás.

Las debilidades son características propias que te dificultan el logro de tus metas u objetivos. Puede ser falta de educación, de experiencia, de conocimientos, actitudes que tenés y no te gusta tenerlas. Si querés hacer un listado de tus debiliades, tenés que preguntarte qué puntos negativos tenés y qué características necesitas mejorar, ya sea en tu personalidad o conocimientos que necesitas desarrollar o en tu experiencia laboral.

Las oportunidades son elementos externos que pueden ser cambios de tendencias, algún cambio o cualquier cosa que le puedas sacar beneficio y ventaja que no tiene que ver directamente con vos. Es un contexto que es compartido por todos.

Las amenazas son lo contrario a las oportunidades. Son cosas que te pueden impedir que concretes o que pongas en peligro los objetivos y el proyecto que estás llevando a cabo. La idea de todo esto es que las tengas listadas, que las sepas, para luego poder tomar las medidas necesarias y estar preparado para minimizar el impacto de estas amenazas si llegasen a ocurrir.

¿Qué es lo que querés hacer?

Entonces, volviendo a la pregunta: ¿Qué es lo que queremos hacer? Una vez que tengamos armado todo esto y hayamos entendido bien cada uno de los elementos, los vamos a combinar y vamos a obtener del IKIGAI, que es lo que realmente somos, es nuestro valor de vida, y después vamos a evaluar el proyecto en si mismo con el FODA y eso como resultado nos dará la respuesta a qué es lo que queremos hacer y si lo que queremos hacer lo podemos llevar a cabo.

Ir al curso de Ecommerce desde Cero